jueves, 28 de noviembre de 2013

Una medalla bien ganada

Esta tarta es una réplica de la medalla que se entrega a los finishers del Maratón de Berlín porque el protagonista de la historia es corredor de maratones.


Mario corrió el pasado maratón de Berlín y consiguió una gran marca, así que es de justicia que se le premie con esta tarta el día de su cumpleaños.


Y además de su dorsal, su tiempo y su medalla, aparecen sus dos hijos, vestidos con la misma equipación con la que sus padres corrieron en Berlín




Y si además, la combinación interior de bizcocho de zanahoria con crema de toffe es un éxito, se puede decir, que no hay mejor manera de celebrar un cumpleaños.


No hay comentarios:

Publicar un comentario